ECONOMÍA / SEGÚN EL IPC CONGRESO, LA INFLACIÓN SE DISPARÓ 2,1 POR CIENTO EN JULIO

De acuerdo a la medición elaborada por los bloques opositores del Congreso, el acumulado anual es de 14 por ciento, apenas tres puntos menos que la meta inflacionaria pautada por el Gobierno para todo el año. La suba de precios estuvo generada principalmente por los aumentos de medicina prepaga, combustibles y taxis.

El índice de precios medido por los bloques parlamentarios arrojó un alza inflacionaria del 2,1 por ciento en el mes de julio, con un acumulado anual del 14 por ciento, a sólo 3 puntos de la meta inflacionaria del Gobierno nacional cuando todavía faltan 5 meses para el cierre del año. En la comparación interanual, el IPC Congreso refleja una suba de precios del 22,9 por ciento. Es decir, en el mismo rango de los últimos años, a pesar de que los funcionarios de Cambiemos insisten en que están logrando bajar la inflación.

El informe -presentado por el Frente Renovador, el GEN, Libres del Sur y el partido Socialista- señala que la suba de precios estuvo impactada por los aumentos autorizados para las empresas de medicina prepaga, el transporte (incremento de combustibles y taxis) y otros bienes y servicios y esparcimiento. La suba de julio se ubica en el mismo nivel que los incrementos registrados en febrero y abril y sólo un 0,1 por ciento por debajo de marzo, cuando se registró la suba más alta en lo que va del año.

Ayer, el ministro de Hacienda, Nicolás Dujovne, insistió en que la economía está creciendo con inflación en baja; pero los legisladores precisaron que la inflación interanual fue de 22,9 por ciento -el nivel que alcanzó en 2013- y advirtieron que “es posible que este nivel de aumento interanual en los precios se acelere en los próximos dos meses”.

“Lo más preocupante en materia de suba de precios sigue siendo la dinámica de alimentos y medicamentos, ya que golpean con mayor fuerza a jubilados y sectores medios y bajos”, insistieron los diputados en el comunicado, al resaltar que aunque las subas interanuales de esos productos continúan alrededor del 22 por ciento, en los últimos 20 meses se incrementaron al 60 por ciento (alimentos) y 75 por ciento (medicamentos).

“La lucha contra la inflación aún está lejos de ser ganada, y hacerlo es absolutamente central ya que es el principal problema de la economía argentina. Pero hacerlo implica abordar el problema de manera integral, y no con compartimentos estancos, para lograrlo al menor costo social posible”, advirtieron.

FUENTE: PÁGINA 12 (BUENOS AIRES)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *